martes, 14 de marzo de 2017

Afordable


Es difícil saber qué caso es más común: el de quienes, escribiendo en inglés (no los culpo, ya que el engendro aparece hasta en algún mal llamado “diccionario”), se olvidan de una de las efes del adjetivo “affordable” /əˈfɔːdəbl/ (“razonable”, “módico”, “asequible” —que no “accesible”, ni mucho menos “accequible”—), aunque el término provenga del inglés medio “aforth” y la segunda efe no se añadiera hasta el siglo XVI; o el de quienes, escribiendo o hablando en español, se olvidan de la riqueza de su lengua y prefieren inventarse este palabro espantoso, como podemos ver aquí y aquí.

No hay comentarios: